La Ley de Amnistía de Nicaragua: ¿una trampa para personas detenidas por motivos políticos?